Índice Global de Envejecimiento demuestra que el mundo aún no está preparado para afrontar el fenómeno

Comunicado de prensa bajo embargo hasta las 12:01 a.m del 01 de octubre de 2013

Suecia encabeza la lista y aunque a algunos países de ingreso medio y bajo están bien posicionados, otros con ingresos altos, ocupan bajas posiciones

Hoy, 1 de octubre de 2013 Día Internacional de las Personas Mayores, HelpAge International y la red de organizaciones afiliadas y contrapartes lanzan el Índice Global de Envejecimiento 2013, el primero en medir la calidad de vida y bienestar de las personas mayores en todo el mundo.

El Índice de Envejecimiento, financiado con el apoyo del Fondo de las Naciones Unidas para la Población y el Desarrollo (UNFPA), cubre el 89% de las personas mayores del mundo y destaca aquellos países que aún no atienden las necesidades de las personas mayores. Con cerca de 900 millones de personas mayores de 60 años, el Índice destaca la urgencia de tomar medidas para luchar contra la pobreza en la vejez, la discriminación por edad y el abuso de los derechos de las personas mayores.

Silvia Stefanoni, Directora Ejecutiva de HelpAge International, mencionó que "El mundo está envejeciendo rápidamente: las personas mayores de 60 años ya superan a los niños menores de 5 años, y en 2050 se va a superar en número a los niños menores de 15 años. Sin embargo, la exclusión permanente del envejecimiento de las agendas de desarrollo nacional y global es uno de los mayores obstáculos para satisfacer las necesidades de las personas mayores. Este Índice nos ofrece una mejor comprensión de la calidad de vida de las personas a medida que envejecen, y nos ayudará a centrar la atención en las cosas que se tienen que mejorar".

"Al compilar todos los datos disponibles y comparables a nivel internacional, el Índice pone de relieve aquellos países con políticas y estrategias exitosas y sirve como punto de referencia para identificar las fortalezas y debilidades en materia de políticas y programas dentro de cada país en contraste con el resto".

"El Índice se centró en la recopilación de datos secundarios sobre seguridad económica, salud, y entornos favorables de las personas mayores. El resultado muestra la necesidad de mejorar la calidad de vida, especialmente en los países en desarrollo. En 2050 el número de personas mayores se habrá elevado a más de 2 mil millones, necesitamos urgentemente ampliar la cobertura de la información internacionalmente comparable para desarrollar nuevas maneras de abordar este reto global".

Bruce Campbell, Director de la División Técnica de UNFPA, dijo: "El Índice es más que oportuno en el debate actual sobre el envejecimiento de la población. Al medir el bienestar social y el bienestar económico de las personas mayores en 91 países, se convierte en una iniciativa pionera y evolutiva que UNFPA acoge totalmente. En el marco del proceso post-2015, esperamos que el Índice se convertirá en una herramienta de datos central utilizada por los gobiernos, empleadores, sociedad civil, familias y las propias personas mayores para asegurar un mundo más amigable con la edad".

La primera y última posición

El Índice reconoce que los ingresos, la salud, las capacidades personales y un entorno social favorable son aspectos importantes del bienestar de las personas mayores. Luego de analizar las políticas y estrategias nacionales de cada uno de los 91 países, el Índice concluyó que:

  • Suecia ocupa la mejor posición del ranking; coincidentemente este año celebran el centenario de su pensión estatal.
  • Lo sigue Noruega y Japón (el único país no europeo ni norteamericano dentro de los 10 países mejores rankeados).
  • Mauricio ocupa la mejor posición, para las personas mayores del continente africano.
  • Chile lidera el grupo de países de América Latina que además incluye a Uruguay, Argentina, Brasil, Costa Rica, Ecuador, Panamá y Uruguay con buenas posiciones.
  • El último país dentro del ranking es Afganistán, seguido de Pakistán, Tanzania y Jordania. En comparación con el Índice de Desarrollo Humano de estos países muestran que el bienestar de las personas mayores es notablemente inferior que el de la población en general.

El Profesor Richard Jolly, creador del Índice de Desarrollo Humano, asegura que "Este índice amplía la forma de entender las necesidades y oportunidades de las personas mayores. Además, enriquecerá el debate sobre el desarrollo sostenible, mirando más allá de la relación entre la inversión en el envejecimiento y el crecimiento económico, y de cómo podemos apoyar las capacidades de las personas a medida que envejecen".

El Índice se basa en la comparación de datos sobre la manera cómo los países abordan las necesidades de las personas mayores en cuatro aspectos: ingreso seguro, salud, empleo y educación, y entornos favorables. Reconoce además que son factores clave en todo el curso de la vida de un individuo. Los jóvenes de hoy son las personas mayores del mañana, con las mismas inquietudes, miedos, ansiedades y esperanzas. Un mejor futuro para todas las edades puede ser posible gracias a políticas públicas más diversas e inclusivas.

Tags for this page